Skip to main content

Noticias y novedades

Los especialistas españoles son mucho más optimistas (44%) ante la existencia de nuevas terapias individualizadas para el tratamiento del cáncer renal
Jueves, 10 de Marzo del 2011

En tan solo cinco años, el pesimismo generalizado con el que los médicos españoles se enfrentaban al abordaje del cáncer renal ha dado paso a un mayor optimismo sobre el pronóstico de los pacientes recientemente diagnosticados. Así lo revelan los datos de una encuesta realizada por Pfizer que se ha hecho pública hoy, con
motivo de la celebración del Día Mundial del Riñón.

Los resultados de este trabajo, que ha contado con la participación de 372 oncólogos europeos –de los que 50 son españoles- señalan que este optimismo ha aumentado considerablemente en nuestro país en este periodo, pasando del 2% al 44%1.

Los expertos europeos (70%) y los oncólogos españoles (50%) participantes en la encuesta indicaron como principal razón de este cambio el desarrollo de nuevos tratamientos individualizados para el cáncer renal avanzado, como los inhibidores de VGR FR y de la proteína mTOR.

Con esta opinión coincide el doctor Daniel Castellano del Servicio de Oncología Médica del Hospital 12 de octubre y Presidente del Spanish Oncology Genitourinary Group (SOGUG- por sus siglas en inglés) que afirma: “la llegada de las nuevas terapias dirigidas y el desarrollo de medicamentos antiangiogénicos, como sunitinib y temsirolimus, ha cambiado la historia natural de esta enfermedad con mejorías significativas de la supervivencia”.

Antes del año 2005, el cáncer renal en estado avanzado se trataba con inmunoterapia (citoquinas), que presentaban una baja tasa de respuesta y sin embargo, una importante toxicidad para el paciente. Recientemente, las terapias personalizadas para este tipo de tumores han demostrado ser clínicamente relevantes y aportar ventajas estadísticamente significativas en comparación con la administración de un tratamiento basado únicamente en
inmunoterapia.

De hecho, en el panorama actual, los especialistas europeos valoran positivamente la introducción de nuevas terapias en el tratamiento del cáncer renal (59%), el acceso a nuevas moléculas a través de ensayos clínicos (17%) y la focalización en el tratamiento concreto del cáncer renal y su biología (15%).

Perspectivas de futuro
El 63% de los oncólogos europeos entrevistados se muestran optimistas sobre el desarrollo de nuevas terapias que aumenten la supervivencia de los pacientes y su calidad de vida. La mayoría de ellos señalan los avances en el conocimiento de los biomarcadores (56%) y el desarrollo de nuevos tratamientos (55%) como los factores que tendrán mayor impacto en el futuro del cáncer renal, seguido de una secuenciación más efectiva de los tratamientos (44%).

En el caso de nuestro país, el 44 por ciento de los médicos españoles encuestados ven de una manera muy optimista el futuro del cáncer renal y el 58 por ciento también califica como positiva la actitud de los pacientes. El 68 por ciento de ellos piensa que el desarrollo de nuevas terapias mejorará significativamente las opciones terapéuticas de estos pacientes y coinciden con sus colegas europeos en señalar los biomarcadores moleculares y una mejora de los tratamientos como los factores que determinarán el futuro del cáncer renal.

Respecto al futuro, el doctor Castellano señala como retos en el abordaje del cáncer renal “la identificación de los grupos de pacientes que mejor se beneficien de la nuevas terapias tras fallo a una primera línea de tratamiento y poder identificar biomarcadores que apoyen estos resultados, así como mejorar la calidad de vida de los pacientes”.

Sobre el cáncer renal
El cáncer renal afecta a 12 personas por cada 100.000 habitantes en España y se estima que el número de fallecimientos se sitúa en 3.000 pacientes al año. En el año 2008 en Europa se diagnosticaron alrededor de 101.937 nuevos casos y se produjeron aproximadamente 45.096 muertes como consecuencia de esta enfermedad3. Por tratarse de una patología prácticamente asintomática, en el 20-30% de los casos diagnosticados, la enfermedad ya se encuentra en estado avanzado.

Fuente: Weber Shandwick

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres de la imagen.